Los belgas ante su gran oportunidad

Un único sueño tenían las 32 selecciones que arribaron a Rusia para disputar esta edición de la Copa del Mundo, convertirse en campeones, ése que hoy más que nunca, sigue vivo en el corazón de “Verdeamarelas y Diablos Rojos”.  Sin embargo, conocemos que el camino es duro; y que al igual que en la vida, en el futbol no siempre triunfa el que lo merece, sino el que sabe aprovechar las oportunidades; que por muy bien que lo hayas hecho, al final de todo, solo unos pocos se llevaran la gloria. 

 

 

En algunas ocasiones, por muy rudo que parezca, los rivales más difíciles de superar, son las pruebas que presagian que somos dignos de llegar a la cima; esa misma, que tanto brasileños como belgas, pelearan con todo -en un duelo de titanes- para obtenerla.  Sin duda, el destino nos preparó un partido con todos los condimentos, en el que se vera de una vez por todas, si es el renacer de los históricos; o el surgir de una nueva historia. 


Una misma generación, aunque con significados diferentes, se enfrentaran para salvar el orgullo de la nación a la que representan. Por su parte, los belgas, mejor conocidos como “la generación de oro”, han sido llamados desde hace un tiempo a emular una historia similar a la de España en 2010. Con jugadores top, de la calidad de los mejores clubes europeos y la mejor delantera de Rusia 2018 -con 12 goles en 4 partidos-, los diablos rojos quieren igualar o superar el mejor performance de su selección en los distintos mundiales. Cabe destacar, que los europeos en México 86, también tuvieron un equipo conocido como la “generación dorada”, comandados entonces por Guy Thijs y su estrella el cancerbero Jean Marie Pfaff, para entonces llegarían a semifinales, donde terminarían cayendo frente a la Argentina de Diego Armando Maradona, esa que se coronaria campeona del mundo. Algo similar ocurriría en el pasado mundial, terminando esta vez su participación un poco antes, en cuartos de final, pero gracias al mismo verdugo, la albiceleste, aunque esta vez, solo le alcanzaría para ser subcampeona. Sea Generación dorada o de oro, no han hecho eco de la misma, después de todo, aún no han escrito su propia historia. 


Por otro lado, está la indiscutible Brasil, pentacampeona del mundo y siempre favorita sea cual sea su presente, su historia y camiseta pesan como pocas en el futbol.  Esta vez, tiene en sus filas a jugadores y cuerpo técnico de la calidad de las antiguas leyendas del “Jogo Bonito”. Técnica, despliegue táctico, una defensa impenetrable –solo un gol en cuatro partidos, la mejor de Rusia-  y esa magia individual de los cariocas, hacen soñar a miles de fanáticos cada vez que los observan en acción ¡Wao, el regreso de la Brasil del futbol bonito! Muchos de los que tuvieron la dicha de ver jugar a Cafú, Roberto Carlos, Romario, Bebeto, Pelé y pare de nombrar, afirman que ver un partido de esta selección, es como volver al pasado, porque si bien, es una nueva generación, nos remonta a los tiempos en que Brasil más que favorita, era capaz de levantar con facilidad la Copa del mundo. Literalmente es ahora o nunca para bailar al ritmo de la samba, se lo deben a su país, se lo deben al mundo, luego de una terrible actuación es la pasada cita mundialista, donde además eran anfitriones, y quedar fuera en instancia de semifinales desde el Alemania 2006 hasta la actualidad, la canarinha tiene todo para demostrar que los históricos regresan. 


Pocas veces, un duelo tiene tantas estadísticas para romper como éste, será la quinta ocasión que se enfrenten ambas oncenas, en el cual, solo el primer partido de ellos - un amistoso en 1963 - lograron ganar los belgas.  Asimismo, su último compromiso por una copa del mundo, data de Corea- Japón 2002 en instancias de octavos de final, donde los cariocas salieron victoriosos por un 2-0 y terminarían levantando la copa. De igual manera, como mal augurio para ambos, los diablos rojos han finalizado su instancia mundialista y cuando mejor actuaban, gracias a selecciones Sudamericanas, mientras que, la canarinha ha abandonado su deseo de ser campeona en sus últimas tres participaciones, bajo el yugo europeo. 


Este es un duelo entre los mejores, quizás uno que ellos hubieran preferido evitar, pero al fin de cuentas, para ser el mejor hay que ganarle a los mejores. Dos equipos, dos realidades y una sola historia que recordar, porque tan solo existe una oportunidad. La oportunidad de escribir una historia o seguir con el legado. 


Por: Ivana Uzcátegui
Foto: twitter.com/BelRedDevils

Please reload

10 minutos de maravillas de Busquets

El peor sorteo posible

El peor y el mejor grupo que puede tocarle al Barcelona en Champions

1/1
Please reload

Hi! I'm Eugenia, an all around sports girl... 

Sports fan, sports adventurer, and sports addict. Join me as I travel around the world covering the main sports events worldwide while I explore different cultures, and try out fun activities.

  • Instagram Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Facebook Social Icon
  • YouTube Social  Icon

Follow Me!

Recent Posts

Please reload

  • Black Instagram Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Facebook Icon
  • Black YouTube Icon

©2017 by The Sport Socialité | All rights reserved